Translate

sábado, 27 de agosto de 2016

Mousse rápido de chocolate

Un buen mousse, consume un poco de tu tiempo, pero si tienes el antojo y no el tiempo, esta receta es para tí.  El chocolate, es el manjar de las reinas y reyes.  Es aquel ingrediente que te dibuja siempre una sonrisa en los labios, simplemente viéndolo, acariciándolo y oliéndolo. Hasta hoy, no conozco a nadie que no le guste el chocolate.  Pero bueno, hablemos de este rico postre que será sin duda alguna un éxito, no importa para quién, mas bien para tí.  Toma nota ...

De acuerdo a la interpretación directa de la Wikipedia, Mousse es ....

" ...Una mousse o espuma es un preparado culinario de origen francés, cuya base es la clara de huevo montada a punto de nieve, o la crema de leche batida, los cuales le dan consistencia esponjosa ..."


Un buen mousse, requiere de tiempo, no es algo imposible, pero sí de dedicación, he aquí una versión muy simplificada, rápida y fácil de hacer. Toma nota ...

Mousse rápido de chocolate
Rinde para 6 porciones aproximadamente

Ingredientes:

1 1/4 de tazas de crema para batir
200 gramos de chocolate amargo en pequeños trozos  (busca alguno que tenga al menos 52% de grasa de cacao)
2 huevos, ligeramente batidos
2 cucharadas de vino de Marsala
2 cucharadas de chocolate blanco rallado (para adorno)





Procedimiento:

Calentar la crema a fuego bajo por 3 a 4 minutos hasta que esté a punto de hervir.
El chocolate amargo, procésalo en un procesador de alimentos o licuadora hasta que se pulverice.  Agrega a la crema caliente y vuelve a procesar hasta que ambos ingredientes se integren y se vea una mezcla suave.
Agrega los huevos ligeramente batidos y procesa nuevamente hasta que se integre al chocolate.  Adiciona el vino de Marsala y procesa por última vez.
Sirve en 6 ramekins o vasos de cristal y deja enfriar.  Cubre con un film, y refrigera por alrededor de 2 horas.  Sirve frío con chocolate blanco rallado,

Nota:   Si deseas hacer con antelación este postre, simplemente mételo al congelador  debidamente cubierto con film.  Puedes congelarlo hasta por un mes.  Para servir, sácalo del congelador una noche antes y decora con chocolate rallado blanco al momento de servir.  Pero recuerda, un buen postre, siempre deberá ser lo más fresco posible.

No hay comentarios: